Suficiente líquido a diario


 

This post was previously published on Diario Las Americas.

Es importante beber estas cantidades repartidas a lo largo del día, porque el organismo sólo puede procesar una cantidad determinada de lo que ingiere, con lo cual, si se le da toda la ración diaria de una vez, no será suficiente.

¿Qué líquido tomar? Desde ya, lo ideal es recurrir al agua.

Cuando uno bebe poca agua, decae la capacidad de concentración y el físico lo hace notar. El cuerpo pierde constantemente líquido, no sólo al practicar deporte, sino también al estar sentado trabajando, leyendo o incluso al estar durmiendo, dice un reporte de la agencia dpa.

Los especialistas consultados advierten que un cuerpo adulto pierde en promedio hasta 2,5 litros por día. Si ese líquido no se recupera bebiendo, el cuerpo no recibe el oxígeno y los nutrientes a una buena velocidad, lo que puede hacer mermar la concentración, producir dolores de cabeza, mareos y hasta un estado de confusión general. Por poner el caso extremo: si una persona no bebe ningún tipo de líquido durante siete días, muere.

El líquido que pierde el cuerpo debe ser repuesto, por lo cual se recomienda que los adultos beban por día al menos 1,5 litros. El resto es ingerido a través de los alimentos.

También es importante beber estas cantidades repartidas a lo largo del día, porque el organismo sólo puede procesar una cantidad determinada de lo que ingiere, con lo cual, si se le da toda la ración diaria de una vez, no será suficiente.

Para quienes sufran enfermedades crónicas como problemas renales las recomendaciones deben ser otras. En esos casos, es fundamental que los pacientes consulten a sus médicos.

¿Qué líquido tomar? Desde ya, lo ideal es recurrir al agua, ya sea corriente o mineral, o a tés de hierbas sin azúcar. Lo que debería evitarse, por otra parte, es que las bebidas estén muy frías. Incluso en verano, porque las bajas temperaturas generan un desgaste físico. Si uno bebe un vaso superfrío, el cuerpo primero tiene que llevar el líquido a la temperatura corporal y eso, además, puede generar una mayor transpiración que antes.

Se recomienda que la bebida no esté ni muy fría ni muy caliente, sino más bien tibia.

Eso sí: si las temperaturas del verano son muy elevadas, es bueno beber más. Lo mismo sucede cuando se practica deporte. ¿Cuánto beber? Eso dependerá de cada persona. Podría decirse que en promedio se necesitan entre 0,4 y 0,8 litros más por hora de deporte.

Sin embargo, es necesario hacerlo en la medida justa, ya que el cuerpo podría sufrir una hiperhidratación que deriva en hinchazón, taquicardia o hasta calambres. De todos modos, una persona sana, que no padece enfermedades renales, cardíacas o hepáticas, no suele tener problemas, ya que todo lo que beba de más será eliminado.

Quienes mayor atención deben poner en este tema son los mayores, ya que suelen beber muy poca agua. A veces ayuda que incorporen rituales a sus rutinas diarias, como beber un buen vaso de líquido antes de cada comida o al llegar a casa.

Y quien sienta poca afinidad con el agua puede hacer una prueba, como se hace con los vinos. “Catar” distintas variedades de agua mineral podría ayudar a encontrarle el gusto.

Language

Buscar

Social

Get our best articles delivered to your inbox.

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.