Tallarines de calabacita con salsa de aguacate


Tallarines de calabacita con salsa de aguacate

4-6 Porciones
de preparación20 min
de cocción0 min

Ingredientes

  • 3 calabacitas grandes en tiras o cortadas como tallarines
  • 1 aguacate, sin cáscara y sin hueso
  • 2 cucharadas de jugo de limón
  • 1 cucharadita de vinagre de arroz
  • 3 cucharadas de aceite de oliva extra virgen
  • 6-10 cebollolletas (scallions), parte blanca y verde obscura
  • 1 diente de ajo
  • pizca de sal
  • pimienta negra para servir
  • 2 cucharadas de cilantro o perejil picado muy finamente para servir

Direcciones

  1. Corta las calabacitas en forma de tallarines. Deja en un platón a un lada hasta que estes lista para servir.
  2. En el vaso de una licuadora o en el tazón del procesador de alimentos pon el aguacate, el ajo, las cebolletas, el jugo de limón, el vinagre de arroz, el aceite de oliva y la sal. Mezcla hasta que todo esté perfectamente bien integrado. Prueba de sal y de limón, ajusta si es necesario.
  3. Antes de servir vacía la mezcla sobre los tallarines de calabacita. Mezcla con cuidado. Rocía con el cilantro o perejil picado sobre los tallarines y muele pimienta negra al gusto encima.
  4. Sirve solos o acompañados de arroz o quinoa.

Esta “pasta” es de los mejores descubrimientos que he hecho. La textura de la calabacita es increíble cuando está hecha tallarín.  Es crujiente, tiene un sabor muy suave que deja que brille cualquier cosa que le pongas. Puedes ponerle desde una salsa de tomate o hasta una boloñesa y de las dos formas va a saber bien.

Lo increíble de comer este tipo de pasta es que puedes seguir comiendo delicioso sin necesidad de comer calorías vacías o carbohidratos blancos. Imagínate una pasta llena de vitaminas, minerales y con todos los beneficios de las verduras verdes. Esta pasta es la confirmación de que si se puede.

Hay muchas maneras de preparar los tallarines. La manera más fácil es con un pelador de verduras. Con el pelador ve sacando listones de calabacín, pon todos los listones en una montón y con un cuchillo corta tiras delgadas. Cuando termines sólo sepáralos con tus manos con cuidado de no romperlos.

Otra manera de hacerlo es con un pelador/cortador de verduras para juliana. Este tipo de peladores tiene la cuchilla dividida y cada vez que lo pasas por la calabacita salen tiritas.

Ahora, si ya estas decidida a comprar algo más profesional, ya probaste los tallarines de calabacita y si te gustaron. Lo mejor es comprarte un spiralizer, este es un cortador especial en el que atoras la verdura contra una cuchilla especial y le vas dando vueltas con una manija. Te lo prometo que te vas a enamorar de este aparato de cocina. Con el puedes hacer tallarines de cualquier verdura.

Ahora, la salsa de aguacate es lo más fácil del mundo, es cremosa, deliciosa y llena de sabor. Es importante que uses aguacates maduros para que a la hora de mezclarlos quede esa consistencia cremosa y decadente que tiene cualquier pasta cremosa.

 

 

Language

Buscar

Social

Get our best articles delivered to your inbox.

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.